El héroe del día: un hombre valiente salva a dos perros en feroz incendio

Perder a dos mascotas en un accidente debe ser algo muy doloroso para toda persona que ama a los animales. Saber que no hay posibilidades de salvarlas y pensar en cómo sufrirán, simplemente debe ser como un puñal en el corazón.

Eso es lo que vivió el dueño de un almacén de parqué y madera en Trujillo, Perú. Todo su calvario comenzó cuando recibió el aviso de que su local se estaba incendiando. Además de pensar en las pérdidas económicas que tendría, lo más importante en su corazón eran sus dos mascotas, que habían quedado atrapadas entre las llamas que avanzaban y consumían todo a su paso.

Los vecinos del lugar se agolparon en la puerta del local para observar este gigantesco y feroz incendio. Pero por sobre todo porque se escuchaba cómo ladraban los dos perros pidiendo ayuda entre las llamas y el humo.

El dueño de las mascotas observaba todo desde abajo, mientras el incendio arrasaba con todo y se llevaría para siempre a sus adoradas mascotas. ¡La impotencia era enorme!

Sin embargo, cuando ya parecía todo perdido, sucedió algo que provocó la admiración y aplauso de todos los vecinos, y las lágrimas de emoción del comerciante que estaba perdiendo todo.

Un vecino, llamado Martín Reyes, tomó una escalera y trepó hasta el tercer piso, donde las llamas atacaban con dureza y los perros estaban acorralados.

Con mucha valentía y decisión, subió la escalera y pudo llegar hasta uno de los perros, que aguardaba impacientemente en un borde poder ser rescatado.

Reyes lo tomó entre sus brazos y bajó la escalera para dárselo a un bombero, que arrojó al perro a planta baja, donde estaban esperando varias personas que pudieron atajarlo y ponerlo a salvo.

A los pocos minutos, Reyes trepó nuevamente la escalera y pudo poner a salvo al segundo perro. Mientras tanto, las llamas eran más fuertes, pero Reyes no se dejó intimidar y arriesgó su integridad física para que estos dos perros pudieran seguir viviendo.

Este gesto único fue aplaudido no solo por los vecinos, sino también en las redes sociales, ya que demostró una valentía contundente, logrando que el dueño de los dos perros pueda seguir disfrutando de sus mascotas.