El rescate de una perra dulce y tranquila que espera ser adoptada

Para este rescate, los vecinos del lugar eligieron llamar al equipo de Hope For Paws, que llegó al lugar en pocos minutos para rescatar a una perra Pastor Alemán abandonada que estaba escondida bajo un coche.

Debido a que la pobre perra se notaba muy hambrienta, Eldad le sugirió a Lisa que la atrajera hacia una zona más cerrada. Justo a unos metros de allí hallaron un estacionamiento.

De esta manera, Amelia, como la llamarían, siguió los pasos de Lisa, que traía en sus manos pedazos de queso para hamburguesa.

Una vez que estuvo lo suficientemente dentro del estacionamiento y alejada del ingreso, Eldad cerró la puerta. A los pocos minutos, Amelia sintió gran curiosidad por la correa, aunque estaba más interesada en la comida.

Amelia era una perra buena que se dispuso a dejar su triste y solitaria vida callejera. Después de una rápida visita a la clínica canina, Amelia se alojó en el refugio.

Del mismo modo que la mayoría de los perros de su edad, Amelia es una perra tranquila y pacífica que solo desea que la adopten. Además, se lleva bien con el resto de los animales del refugio.