La diversión constante que significa tener 15 cachorros en un apartamento

Tener 15 cachorros en un hogar no es una tarea sencilla ni una convivencia ordenada. Tanto por el espacio que ocupan como por la cantidad de comida que necesitan, los cachorros necesitan atención constante, tanto para recibir cariño como entretenimiento.

El dueño de estos 15 cachorros vive situaciones muy divertidas todos los días, ya que al ser estos perritos tan pequeños, quieren estar todo el día jugando y en movimiento.

Y su dueño, como debe ser, se divierte con ellos, dedicando cada momento libre a jugar con cada uno de sus cachorros. Uno de sus juegos preferidos es lanzarse al suelo y que los cachorros lo invadan con todos sus besos.

Cuando el joven está en el suelo, los cachorros toman pocos segundos en formar una montaña canina encima suyo, mientras el joven no para de reír.

Además del momento divertido, suponemos que tener tantos cachorros en casa también ayuda a controlar el estrés de las personas, ya que con tantos perritos con ganas de jugar es imposible no relajarse y olvidarse de los problemas por lo menos por un rato.