La gran recuperación de Zeus

Cuando los rescatistas vieron a Zeus por primera vez, supieron que debían hacer algo cuanto antes. Su pelo caía de su cuerpo y su estado parecía irrecuperable.

Zeus fue rescatado por AMA Animal Rescue, una asociación de Nueva York sin fines de lucro que se encarga de rescatar animales y cuya sede se encuentra en Brooklyn.

Zeus no tenía fuerzas para moverse y estaba aterrorizado de lo que los seres humanos podrían hacerle.

A la espera de obtener buenos resultados, sus rescatistas estaban también preparados para lo peor. La infección de sarna era tan severa que dejaron decenas de abismales y dolorosas heridas.

A través de varios chequeos de los veterinarios, se llegó a la conclusión también de que debido a una grave infección en el oído, Zeus no era capaz de oír.

Con estos resultados, no había tiempo que perder si deseaban que Zeus siguiera viviendo.

Rasurarle el poco pelo que tenía era clave, ya que fue drásticamente alterado por la sarna, siendo cubierto de piel muerta y de llagas que estaban ocultas.

Cuando lo bañaron, gran cantidad de piel muerta cayó, lo que benefició al tratamiento que emprendería a partir de ese momento.

Con cada semana de atención médica, amor y cuidado, Zeus comenzó a florecer, a ganar fuerza para moverse libremente, y sus llagas y oídos comenzaron a sanar. Esta fue la increíble transformación de Zeus.