La hermosa amistad entre un guepardo y una perrita que se conocieron desde cachorritos

Aunque pueda parecer extraño, la amistad entre especies es bastante posible. Así lo demuestra la amistad entre perro y guepardo, dos especies muy distintas que pueden llegar a ser grandes amigos. A continuación podrás conocer la historia de Ruuxa y Raina, un guepardo y una perrita que son amigos inseparables.

Cuando Ruuxa era tan solo un pequeño guepardo de cuatro semanas, conoció a Raina, una perrita Rhodesian de cinco semanas. Ambos congeniaron de inmediato y pronto se harían amigos inseparables. Ruuxa fue diagnosticado con un problema congénito en sus patas, lo cual hacía que estas crecieran en forma de arco.

Para garantizar el correcto funcionamiento de sus patas, era necesaria una cirugía. Durante el proceso, Raina estuvo atenta aguardando a que su amigo despertara. Una vez Ruuxa despertó, Raina se mostró contenta de tener de vuelta a su mejor amigo. Desde que eran unos pequeños cachorros, ellos demostraron tener un gran vínculo de amistad.

La amistad de Ruuxa y Raina no es la única amistad entre perro y guepardo, pero sí una de las más fuertes

Ruuxa y Raina no son los únicos en tener esta inusual amistad. De hecho, la primera pareja de amigos de esta clase también fue entre una perrita y un guepardo macho. Esto sucedió en 1980, la perra era un Golden Retriever y se llamaba Anna, y el guepardo tenía el nombre de Arusha. Todo comenzó en el Zoológico de San Diego, y desde ese entonces es frecuente emparejar a perros y guepardos.

El emparejamiento se hace desde cachorros para que ambos puedan crecer con un lazo de hermanos más que de amigos. Esta vinculación entre especies se realiza ya que los perros generan un efecto muy positivo en el guepardo. Esta amistad fraternal es fuerte, y los animales hacen todas las actividades juntas, salvo alimentarse.

Estos amigos pueden jugar juntos, correr, y hasta dormir uno al lado del otro. Sin duda es bastante hermosa la amistad entre animales, y el hecho de que puedan convivir tan bien con otros distintos a su especie es conmovedor.

Ruuxa y Raina participan en carreras para poner a prueba su velocidad, por supuesto, Ruuxa es un guepardo, por lo cual corre bastante rápido. Aun así, la adorable Raina no se queda atrás y también puede correr muy rápido y competir con su amigo. Si deseas conocer con mayor detalle la hermosa historia de Ruuxa y Raina, mira el siguiente video.