Observa detenidamente a estos animales de peluche, uno de ellos parece que tiene mucho sueño

Esta bella mangosta tenía mucho sueño y decidió ir a dormir una pequeña siesta con sus amigos de la feria que pertenecen a la misma especie que ella. Pero sus amigos no son tan comunes: ellos son completamente de peluche.

No tenemos ni idea acerca de cómo esta pequeña mangosta se metió en una cesta llena de mangostas de peluche en una feria callejera, pero es tan linda que ni siquiera hay que preocuparse.

Eso mismo habrá pensado la dueña de la feria, señora Lilian, al estar trabajando como todos los días en su tienda y ver que un peluche se movía. 

Se detuvo a mirarlo bien y pudo darse cuenta que el animalito que estaba cabeceando por el sueño no era de peluche, sino real.

La pobre mangosta no puede sostener la cabeza para mantenerse despierta mientras está rodeada de otras de su misma especie. Seguramente, habrá dormido un rato y posteriormente eligió irse a buscar alimento.