Perro acompañó a su dueño hasta su funeral

Como bien lo sabemos, el perro es el mejor amigo del hombre y es una mascota muy fiel. Varios casos se han visto de cómo los perritos lloran la pérdida de sus dueños, e incluso los acompañan hasta en la tumba. En Chile, un perro acompañó a su dueño hasta su funeral después de que este sufrió un accidente.

El joven de 22 años, de nombre Leonardo, tenía un perro, cuyo nombre era Doki. Cada día, Doki acompañaba al joven a ir al trabajo, y lo mismo cuando este regresaba a su casa. Sin embargo, un día Leonardo fue atropellado cerca de su casa, perdiendo su vida en el acto. Doki permaneció cada momento con su dueño.

La madre del joven asegura que el perrito se notaba triste, y que incluso ya no tenía ganas de salir. Y es que después del accidente, el perro acompañó a su dueño hasta su funeral, en donde quiso permanecer día y noche. Sin duda, Doki amaba a Leonardo y su partida le afectó en lo más profundo de su corazón.

El perro acompañó a su dueño hasta su funeral, demostrando su gran lealtad

El perrito todas las mañanas, sin falta, acompañaba a Leonardo en su trayecto, y por ello, quiso acompañarlo hasta el final. Este hecho demuestra que los perros son animales leales que están dispuestos a acompañar a sus dueños en todo momento, incluso después de que estos fallezcan.

Pero además de lo que ocurrió con Doki, hay muchos otros casos en el que los perritos sufren la pérdida de sus dueños. Uno de los casos más populares es el de Hachiko, en el que se inspiró la película ‘Siempre a tu lado’.

Esta película relata la vida de Hachiko y su dueño, este último falleció, y Hachiko no dejó de esperarlo en la estación de tren, en donde siempre lo esperaba cuando volvía del trabajo. Asimismo, hay otros casos en los cuales los perritos se quedan junto a la tumba de sus humanos, e incluso lloran.

De este modo, no cabe duda de que los perros aman con gran intensidad y entrega total. Son las mascotas más fieles y leales que podemos llegar a tener. Es por ello que merecen cariño y amor, y todo el aprecio por parte nuestra. Ten por seguro que, si le brindas todo tu amor a un can, recibirás lealtad y una amistad incondicional de lo más pura y hermosa.