Rescatista arriesga su vida atándose de una grua para sacar a un perro de un pozo profundo

Un perro callejero estuvo atrapado durante horas después de caer en un pozo profundo y estaba mirando hacia arriba en busca de ayuda.

Tan pronto como el equipo de Animal Aid Unlimited llegó para hacerse cargo del rescate, advirtieron que no sería un rescate como cualquier otro, y que además debían apresurarse antes de que al perro le sucediera algo.

El pozo donde se encontraba el animal era peligroso, ya que las paredes estaban flojas y con probabilidades de desmoronarse, e intentar bajar colgado de una soga tampoco era una buena idea. 

De modo que Animal Aid Unlimited requirió la ayuda de una grúa para esta labor.

La grúa llegó y uno de los voluntarios se ató a una soga. Fue descendiendo lentamente hasta lo profundo del pozo.

Una vez que llegó donde estaba el perro, lo tomó con una red y comenzó el ascenso a la superficie. Fue un rescate original en el que sin la ayuda de la grúa hubiera sido imposible lograrlo.