Sacrificarán a más de 10.000 camellos en Australia para preservar el agua

Bien dice el viejo refrán que “cada vez hay más humanos y menos humanidad”. Actualmente, Australia está pasando por una situación bastante difícil, que ha cobrado la vida tanto de personas como de una considerable cantidad de animalitos. Para empeorar la situación, se conoció recientemente que llevarán a cabo un ‘fusilamiento masivo de camellos’, con el fin de poder preservar el agua de diversas comunidades en Australia.

De acuerdo a lo que se menciona, se realizará una especie de ‘matanza selectiva’ con la finalidad de acabar con la vida de alrededor de 10.000 camellos salvajes de Australia. Las razones que exponen quienes llevaran a cabo esta trágica tarea para estos pobres animales, son básicamente dos.


© Foto: Canva / Longtaildog

La primera, evitar que los camellos salvajes sigan consumiendo el agua de algunas regiones en donde se ve presente la sequía, lo cual afecta a diversas comunidades de aborígenes. Mientras que la segunda razón, la relacionan con el hecho de ‘contribuir’ a evitar que siga empeorando el calentamiento global. Pues se dice que las flatulencias de los camellos empeoran este fenómeno natural.

Una ordenanza que ha venido llevándose a cabo desde hace años

Esta ordenanza que en esta ocasión fue llevada a cabo por “Anangu Pitjantjatjara Yankunytjatjara” (quien figura como el representante de una de las comunidades aborígenes) no es nueva. Se conoce, que desde hace algunos años atrás se han venido realizando estas prácticas, en donde miles de inocentes camellos pierden la vida ante las trágicas situaciones a las que están expuestos.


© Foto: Canva / DavorLavincic

Además, se menciona que anualmente el ‘programa de prevención de camellos’ suele establecer el número de camellos que deberían ser sacrificados con la finalidad de preservar las diversas fuentes de agua de Australia. Se dice que ‘el plan nacional de manejo del camello silvestre’ menciona que de no existir algún plan que controle la situación, los camellos salvajes podrían duplicarse en un periodo menor a 10 años.

Definitivamente se trata de un hecho tanto trágico como triste, en donde los camellos silvestres no tienen oportunidad de salir con vida ante esta situación. Lo cual nos deja ver que Australia actualmente está pasando por un momento bastante duro, tanto por esta triste noticia, así como por la gran cantidad de hectáreas de tierra, y las vidas tanto humanas como de animales que han consumido los incendios forestales durante estos últimos meses.