Con pena de muerte se castigará la caza ilegal de animales en peligro de extinción en Kenia

Por muy lamentable que sea, en la actualidad hay muchas especies de animales que se encuentran en peligro de extinción. Pese a esto, hay personas inconscientes y desalmadas que cazan de manera furtiva a estos animales. Es por ello que Kenia impondrá la pena de muerte a la caza ilegal de animales en peligro de extinción.

Y es que, a pesar de que había varias leyes que multaban con altas sumas de dinero a quien cazara furtivamente a los animales en peligro de extinción, parecían no surtir efecto, pues las cifras de cazas furtivas eran aún alarmantes. Además, otras especies también pasaron a estar el peligro de extinción, lo cual sin duda es aún más preocupante.

Ya en el 2018 el ministro de turismo y vida silvestre de Kenia, Najib Balala, mencionó el nuevo proyecto de ley que impondría la pena de muerte a quienes cazaran animales en peligro de extinción en lugar de la cadena perpetua o las multas. Tras el anuncio de esta nueva ley, los grupos ambientalistas manifestaron su agrado debido a que, de acuerdo con estos grupos, es una medida ejemplar y necesaria.

Pena de muerte a la caza ilegal de animales en peligro de extinción ¿Una medida justa o drástica?

Si bien los grupos ambientalistas estuvieron en total acuerdo y apoyo con la nueva medida adoptada por Kenia, la ONU y algunos grupos defensores de derechos humanos hicieron todo lo contrario, rechazando rotundamente la medida. De acuerdo a su postura, la pena de muerte no solucionaría la problemática de la caza furtiva, pues no lo ha hecho tampoco como medida para disminuir otros tipos de crímenes.

Asimismo, tal como lo señalaron estos grupos, la caza ilegal de animales en peligro se efectúa principalmente por hombres de muy bajos recursos que se ven obligados a realizar esta práctica. Cabe mencionar que, estos hombres de bajos recursos son solo los que se manchan las manos de sangre, pues detrás de todo hay una gran organización, ellos son solo los peones.

Las medidas tomadas en Kenia han causado bastante revuelo, mientras algunos la apoyan por completo, otros la rechazan y aborrecen. Sin embargo, el mismo Najib Balala aseguró que era la única solución para frenar la caza furtiva de animales vulnerables. Si bien aún esta ley no ha entrado en vigor, el ministro de turismo y vida silvestre desea que el Senado agilice el proceso para que la ley sea aplicada lo antes posible.