Lo mandan por el juguete y cuando regresa se encuentra con la sorpresa de su vida

A Ranger, una perra pastor alemán juguetona, le encanta jugar con su juguete, el "Monstruo Verde", y esto es lo que está haciendo cuando llega la sorpresa de que su padre ha regresado luego de varios meses.

El sargento William Abel decide dar a su querido perro una sorpresa cuando regresa del ejército. Se esconde en el sótano mientras su amigo atrae a la perra a jugar a la pelota con su juguete, "el Monstruo Verde". La perra se encuentra feliz jugando mientras su dueño se prepara para reaparecer.

¡Qué encantado se ve Ranger al ver a su dueño de regreso! Él está tan emocionado y alegre que ladra y se queja, al mismo tiempo, ¿por qué su dueño deja a su pequeño hijo a solas durante tantos meses? ¿Quién dice que los perros no pueden hablar? Este perrito seguramente sabe cómo hablar con su dueño. Mira cómo sostiene al "Monstruo Verde" en su boca mientras le da la bienvenida a su padre.