Perrito le exige a su dueña que le rasque el pecho

Es común que muchas veces nos centremos en los perros de tamaño mediano o grande, pensando que solo ellos son capaces de darnos diversión y exigir amor.

Pero los perros pequeños allí están, exigiendo más amor que cualquier otro perro. Y no solo amor, sino también atención. De caracteres bastante diferentes a los perros más grandes, estos perritos también son compañeros y les gusta recibir caricias durante todo el día.

Mira a este bonito perro que está reclamándole caricias a su dueña. Con su patita exige que la joven lo acaricie durante un largo rato. Cuando ella deja de mimarlo, el perrito la anima con su patita a seguir haciéndolo.

Así, además de reclamar comida y paseos, los perros también necesitan amor. Son capaces de permanecer durante muchos minutos recibiendo caricias. Y mientras tanto, la dueña de este perro disfruta el momento y le parece graciosa la insistencia de su adorable mascota, que no está dispuesta a renunciar a su derecho de recibir caricias.