¿Por qué sentimos más empatía por los perros que por los humanos?

Es probable que te hayas dado cuenta de que cuando ves un programa o película en la que le sucede algo malo a un perrito, sientes cómo se te hace un nudo en la garganta e incluso sueltes una que otra lágrima. En cambio, cuando algo malo le sucede a una persona en la película, quizá no seas tan susceptible. Esto es porque sentimos más empatía por los perros.

Películas como ‘Hachiko’ o ‘Marley y yo’ han logrado cautivar a muchas personas y que estas dejen brotar las lágrimas, pues son historias que llegan al corazón. Si te has preguntado por qué, es precisamente porque las películas se centran en la historia de un perrito. Esto hace que sintamos más empatía, y por ende, que nos duela más lo que les sucede.

Además, si has tenido o tienes a un perrito en tu familia, sentirás aún más empatía por estos pequeños y nobles animalitos. Toda esta información está respaldada por la investigación de un grupo de sociólogos y antropólogos de la Universidad de Colorado y la Universidad Northeastern.

Sentimos más empatía por los perros porque los vemos más vulnerables

Para llevar a cabo la investigación, se entrevistaron a 256 estudiantes. A dichos estudiantes se les planteó diferentes historias ficticias en las que perros y humanos sufrían alguna desgracia. Tras el estudio, se logró determinar que la mayoría de estudiantes sintió mayor empatía por la historia protagonizada por los perritos.

Ahora bien ¿Por qué esto es así? De acuerdo con la socióloga y psicoterapeuta Katherine McAleese, las personas ven a los perros como seres más vulnerables. A pesar de que nos presenten la historia trágica de un perrito adulto, continuaremos sintiendo empatía por él. En cambio, si se da el mismo caso con una persona adulta, cambia nuestra valoración.

A las personas adultas las vemos más autónomas, fuertes e independientes, mientras que a los perritos, sean de la edad que sean, los vemos vulnerables. Y es precisamente por ello que sentimos más empatía por nuestros amigos caninos. De hecho, quizá también te pase que sientas más cariño y dulzura por tu mascota que por las personas cercanas a ti.

Pero no te sientas mal por ello, es completamente normal. Después de todo, no es mentira que los perritos son más vulnerables y necesitan de todo nuestro cariño y amor. Así que ama a tu mascota perruna y pasa tiempo de calidad con ella para que sea feliz.